Cinco poemas de Gustavo Barrera Calderón

 

 

UN HOMBRE CONVIERTE UNA ROCA EN CASA, LUEGO LA DESMANTELA, LA
TRASLADA Y DESAPARECE

Un hombre procedente de Ucrania

convierte una roca en casa

luego la desmantela en pocas horas

luego la traslada pieza por pieza de la costa a las montañas

luego desaparece

 

Un hombre procedente de Ucrania

(dicen que amaba a una mujer y esto es abandono)

convierte una roca en mesa con forma de corazón

(dicen que amaba a un hombre y esto es abandono)

luego la desmantela en pocas horas junto al resto de la casa

(dicen que eso es imposible pues era roca sólida)

luego la traslada de la costa a las montañas

(dicen que eso es imposible pues no existen tales montañas)

luego desaparece

(dicen que eso es imposible pues nadie desaparece)

 

Sueño a un hombre procedente de Ucrania

este hombre convierte una roca en mesa con forma de corazón

luego la desmantela en pocas horas junto al resto
de la casa construida en roca

luego la traslada pieza por pieza de la costa a las montañas

luego desaparece

 

 

UN ARTISTA VESTIDO DE TRAJE FORMAL DECIDE VENDER EL GRAN VIDRIO

Vestido de traje formal recorre los interminables pasillos

Pasillos altos o angostos, iluminados o sombríos

Con la ilusión de llegar a su entrevista a tiempo apura el paso

Cuando abre una puerta cree que ha llegado a la oficina correcta
pero detrás de la puerta existe un nuevo pasillo que puede ser
alto o angosto, iluminado o sombrío, bien puede ser la antesala
de una nueva puerta que conduce hacia un nuevo pasillo

La secretaria contesta no sabría decirle

 

A medida que el artista desemboca en nuevas salas de espera
descubre que éstas son habitadas por nuevas secretarias
vestidas de traje formal

algunas secretarias verbalizan su respuesta

algunas secretarias responden con una grabación telefónica

algunas secretarias enseñan un tatuaje con la inscripción

no sabría decirle…

 

El artista comienza a perder el tiempo
y apura el paso para llegar a su entrevista
desesperado abre una puerta y se encuentra con un espejo
al otro lado del espejo un curador de arte
reproduce los movimientos del artista de manera especular

 

 

ASÍ PUES, ADORNO SE FORMULA UNA PREGUNTA ANTROPOLÓGICA

Adorno se formula una pregunta antropológica

(y le sudan las manos)

¿Soy hombre o soy máquina?

lamentablemente no existe respuesta a esta pregunta antropológica

hombre o máquina

solo existe el placer de funcionar

 

Adorno se formula una segunda pregunta antropológica

(y le sudan las manos)

¿Soy hombre o soy mujer?

lamentablemente no existe respuesta a esta pregunta antropológica

hombre o mujer

en la relación con las máquinas solo existe ambigüedad

 

Así pues, Adorno deja atrás la antropología

 

 

EL CURADOR DE ARTE Y SU INGENIO

El curador de arte reconoce que el arte es un negocio
a su vez reconoce que el negocio es un arte

al otro lado del espejo

el artista reproduce los movimientos del curador de arte
de manera especular

El curador de arte descubre el sudor en las manos del artista

 

 

UN HOMBRE DECIDE REPRESENTAR

Cierto día un hombre lleno de entusiasmo
decide representar una a una

las acciones que han construido su vida

 

Cada una de las escenas tomará el tiempo exacto

de las verdaderas acciones que han construido su vida

 

Cada uno de los escenarios será el lugar exacto

donde ocurrieron las verdaderas acciones

que han construido su vida

 

Cada uno de los personajes que intervienen en la representación

será el mismo personaje que intervino

en las verdaderas acciones que han construido su vida

 

Sus pensamientos recordarán y evocarán

los verdaderos pensamientos que han construido su vida

 

Cuando la representación llega hasta el momento

en que las verdaderas acciones que han construido su vida

coinciden con su vida

 

son representadas en estricta progresión geométrica

Anuncios